Inmigrantes mexicanos en Estados Unidos: solidarios con sus parientes en México.

Este artículo muestra la solidaridad que en tiempos de crisis brindaron los mexicanos inmigrantes en Estados Unidos a sus familiares en México. Dichos inmigrantes como grupo asignaron tanto en 2021 como en 2022 un mayor porcentaje de su ingreso laboral para apoyar a sus familiares en tierras mexicanas.

La suspensión de actividades económicas en Estados Unidos que provocó la pandemia de Covid-19 a principios de 2020 propició una severa contracción del empleo de los trabajadores mexicanos inmigrantes. De diciembre de 2019 a abril de 2020 dicha ocupación —medida con datos desestacionalizados— se redujo en 1 millón 225,326 ocupaciones, si bien a partir de mayo de 2020 comenzó a recuperarse y para diciembre de 2021 alcanzó 7 millones 039,031 personas, ya superando su nivel al cierre de 2019 de 6 millones 966,203 trabajadores, es decir, al de antes de la pandemia de Covid-19.

También te puede interesar: Migrantes hacen los trabajos más peligrosos, tanto en Estados Unidos como en México.

Análisis de la masa salarial de inmigrantes mexicanos

Tal evolución del empleo en Estados Unidos tuvo como contrapartida un comportamiento semejante de la masa salarial obtenida por los trabajadores mexicanos inmigrantes. Así, de enero de 2020 a abril del mismo año, dicha masa salarial mensual se redujo en 5,820 millones de dólares, con disminuciones de 3,499 millones de la de los trabajadores de género masculino y de 2,321 millones del correspondiente a mujeres. A partir de mayo de 2020, al comenzar a recuperarse el empleo de los trabajadores mexicanos inmigrantes también lo hizo su masa salarial, si bien con altibajos, y en diciembre de 2021 alcanzó un monto mensual sin precedente de 25,730 millones de dólares, de los cuales 6,902 millones fueron obtenidos por mujeres, el 26.8% del total.

En 2020, la masa salarial anual de los trabajadores mexicanos inmigrantes en Estados Unidos sumó 256,876 millones de dólares, lo que implicó un retroceso de la tendencia al alza que había iniciado en 2012. No obstante, la recuperación del empleo de dichos trabajadores y el avance de sus remuneraciones medias propiciaron que en 2021 esa masa salarial alcanzara 282,820 millones de dólares, con 79,460 millones obtenidos por mujeres (28.1% del total).

Masa salarial y remesas de los mexicanos

En los últimos dos años se acentuó la tendencia al alza iniciada en 2016 del porcentaje de la masa salarial obtenida por los trabajadores mexicanos inmigrantes que es enviado a México como remesas. En 2020 y 2021, el ingreso de México por remesas provenientes de Estados Unidos resultó de 38,765 y 48,959 millones de dólares, respectivamente, montos que con relación a la masa salarial de los trabajadores mexicanos inmigrantes fueron equivalentes a 15.1% y 17.3%, respectivamente. Ese cociente resultó de 16.6% en el primer semestre de 2021 y se elevó a 17.9% en la segunda mitad del año.

Hay que reconocer que el ingreso de México por remesas también fue favorecido por los apoyos financieros que otorgó el gobierno norteamericano a personas y hogares de ese país, incluyendo a inmigrantes de origen mexicano.

Una parte de estos recursos financiaron el envío de remesas. Seguramente en 2020 y 2021, hubo un número importante de migrantes mexicanos que enviaron porcentajes mayores de su ingreso laboral que los antes mencionados, pero ello se compensó con otros que mandaron porcentajes menores y por aquellos que no mandaron.

Conviene dimensionar la masa salarial que obtienen en Estados Unidos los trabajadores mexicanos inmigrantes al compararla con algunos indicadores de México. En 2021, dicha masa salarial anual de 282,820 millones de dólares fue equivalente a 179% de la obtenida por el total de trabajadores asegurados en el IMSS (158,078 millones de dólares), con porcentajes de 200% en el caso de los hombres y de 141% en el de las mujeres. Asimismo, la referida masa salarial fue equivalente a 21.9 puntos porcentuales del PIB de México.

Solidaridad a través de remesas

El significativo incremento del porcentaje del ingreso laboral enviado como remesas por el conjunto de migrantes mexicanos refleja su aspecto fundamental que es contribuir a compensar la situación de desventaja de los ingresos de sus familiares en México. Es una acción de solidaridad de los inmigrantes con sus parientes afectados por la crisis en México. Esa desventaja se agudizó en 2020 y 2021 si se considera que en México en 2020 la caída de la actividad económica y de los ingresos de los hogares fue muy severa y la recuperación en 2021 no compensó la contracción del año previo. De esa manera, la brecha entre la economía mexicana y la norteamericana y entre sus productos per cápita se siguió ampliando.

*Jesús A. Cervantes es integrante del Comité de Estudios Económicos del IMEF y director de Estadísticas Económicas del Centro de Estudios Monetarios Latinoamericanos (CEMLA). Rodolfo Ostolaza es economista senior del CEMLA.

Fuente: EL ECONOMISTA

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s