El salario mínimo en México aumentará un 20% en 2023

El sueldo básico pasará de 260 pesos a 312 en la frontera norte y en el resto del país el pago llegará a 207 pesos diarios a partir del 1 de enero del próximo año

Tras un cabildeo entre Gobierno, el sector empresarial y patronal se ha acordado un aumento del 20% en el salario mínimo en México a partir de 2023. El deseo expresado el pasado domingo por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, de levar a este nivel la paga mínima para los trabajadores, aunque el sector patronal abogaba, al inicio, solo por un alza del 15%. Así, el sueldo básico pasará de 260 pesos a 312 en la frontera norte y en el resto del país el pago llegará a 207 pesos diarios a partir del 1 de enero del próximo año. “Este acuerdo es muy importante porque estamos enfrentando una inflación de carácter internacional y existe alguna preocupación del sector empresarial porque no podemos permitir que se desate la inflación, que eso afecta mucho, podemos estar incrementando el salario, pero si se eleva la inflación no acabamos. Con este aumento no vemos riesgos de que se dispare la inflación”, ha declarado López Obrador este miércoles en Palacio Nacional.

La secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde, ha añadido que este aumento beneficiará directamente a 6,4 millones de trabajadores y que con esta alza México cierra un poco más la brecha en el rezago de salarios mínimos respecto a otros países. “Si nos comparamos con los 135 países que tienen este tipo de salarios estábamos en el lugar 85, ahora, con el incremento con 2023 avanzamos a la posición número 50″, ha mencionado.

El representante del sector obrero, José Luis Carazo, celebró este nuevo incremento. “Hoy ya tenemos un salario que rebasa los 200 pesos, que estamos en 207 pesos, sinceramente para nosotros es motivo, en primer lugar, de reconocer que es una justicia para los trabajadores en México, que se vieron rezagados contra toda nuestra contraparte de todo el mundo. Pero también es un momento para reflexionar en un reconocimiento a la sensibilidad, en primer lugar, del Gobierno, que usted encabeza, señor presidente”, apuntó Carazo.

Lorenzo de Jesús Roel, vocero del sector empresarial en la Comisión de Salarios Mínimos, destacó que la inflación fue un factor que influyó en no poder lograr un mayor incremento en el salario mínimo para 2023. “El sector empresarial va a continuar apoyando este proceso de empoderamiento del salario mínimo general. Con esta meta, que desafortunadamente el tema de inflación que sufrimos en México nos complicó la cifra. Pero seguiremos en ese impulso y sobre todo con esta intención del sector empresarial con temas de productividad, competitividad, podemos seguir avanzando”, agregó.

El presidente de la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos (Conasami), Luis Munguía, aseguró que este nuevo incremento en el sueldo básico no tendrá repercusiones en la inflación, uno de los principales argumentos de la iniciativa privada para resistirse a una subida más agresiva.”Estudios de Conasami proyectan un impacto nulo en inflación (el incremento de 20% podría implicar un alza de 0.12%)”, pronosticó a través de su cuenta de Twitter.

También te puede interesar: En el año con mayor inflación, ¿cuánto será el aumento al salario mínimo?

Desde el inicio de la Administración de López Obrador se han sucedido incrementos relevantes sobre este sueldo, que es un punto de referencia en el mercado laboral. El mandatario ha tomado el salario mínimo como una de sus banderas y ha empujado alzas más agresivas respecto a sexenios anteriores. Apenas llegar a Palacio Nacional, el Ejecutivo consiguió convencer a los empresarios para elevarlo un 16%. Este miércoles, el presidente agradeció a los empresarios su disposición para elevar este sueldo más allá de su planteamiento original del 15% e incluso ha prometido que su Gobierno ya está instrumentando un nuevo plan contra la inflación, que implicará fijar un subsidio para frenar los precios de los combustibles, en el que desembolsarán más de 300.000 millones de pesos este año. “No van a ver aumentos en el precio de la energía eléctrica, del gas y no vamos a aumentar impuestos”, prometió.

El plan original apuntaba a un incremento del 20% y del 25% para los próximos dos años, sin embargo, la pandemia de coronavirus, los obligó a revisar sus números y ajustar a la baja el ritmo de estos crecimientos. Una vez sorteada la fase más crítica de la crisis sanitaria, el Gobierno ha logrado retomar su plan con esta nueva alza generalizada del 20%. La promesa hecha este domingo por el presidente de López Obrador, ahora convertida en realidad, tiene un horizonte claro: dejar Palacio Nacional con un salario mínimo generalizado en, al menos, 260 pesos diarios.

Fuente: EL PAÍS

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s